Existen dos tipos de juicios de amparo:

El primero es el amparo indirecto, el cual es resuelto en los Juzgados de Distrito y, en algunos casos específicos en los Tribunales Unitarios de Circuito.

Por otro lado, el amparo directo es resuelto en los Tribunales Colegiados de Circuito y, dependiendo de la relevancia del asunto, por la Suprema Corte de Justicia de la Nación. Esto a través del ejercicio de la facultad de atracción.

En los juicios de amparo indirectos se encuentran los que proceden en contra de leyes, tratados internacionales, reglamentos, actos tribunales ejecutados fuera de juicio o después de concluido, entre otros.

Por su parte el amparo directo se lleva a cabo en sentencias definitivas, laudos o decisiones de litigios de materia laboral y resoluciones que pongan fin a un juicio, dictados de tribunales judiciales, administrativos o del trabajo, entre otros.

Para conocer más al respecto o si tienes un problema legal te invitamos a contactarnos. Estamos a tu servicio.


Referencias: https://mexico.leyderecho.org/tipos-de-juicios-de-amparo/